viernes, 13 de abril de 2012

VV.AA - Stroke: Songs for Chris Knox (2010)

Como bien sabemos, el auge del punk, el "lo-fi", o el mismo "indie", no es exclusivo de Estados Unidos o Inglaterra. Muchos son los casos de otros países donde también se dio un fenómeno de apunkulturización, indiezación o lo-fización musical entre fines de los años 70 y principios de los 80. Nueva Zelanda no fue la excepción. Para ser más exactos, Dunedin no fue la excepción.

El "sonido de Dunedin", como se conoce a la serie de bandas que surgió en esta sureña ciudad (aunque tampoco hay que leerla como rural o alejada de todo) de Nueva Zelanda, comienza con fuerza a fines de los años 70, cuando bandas como The Enemy (que más tarde sería Toy Love) o The Same, influenciados por el punk británico y el rock de The Velvet Underground/The Stooges, salieron a escena con un sonido crudo, directo, pero sin perder esa herencia pop de The Beatles y The Byrds. Si bien el sonido destartalado de garage está en la raíz de estas bandas, las influencias psicodélicas y más pop le dieron otro tono a su música, dando cuenta de un sonido "único" y muy interesante para la audiencia de la época y que fue el origen de destacadas bandas neozelandezas como Bailterspace, The Clean, Snapper, The Verlaines o The Bats.

Dentro de toda esta amalgama de nombres, hay uno que ha trascendido con el tiempo y que sigue ejerciendo una influencia innegable en muchas bandas de la actualidad: Chris Knox. Sí, sé que el nombre Chris Knox remite a algún bacanazo o algo por el estilo. Y claramente lo es, pero en un sentido mucho más genial que el clásico bacanazo que finalmente no es bacán. Knox fue parte esencial de todo este "sonido de Dunedin", integrando The Enemy (o Toy Love), Tall Dwarfs y luego como solista. La influencia de la música de éste ha sido reconocida por artistas como Yo La Tengo, Bill Calahan, The Mountain Goats, Cat Power, Jeff Mangum (Neutral Milk Hotel), Lou Barlow (Dinosaur Jr.), Pavement, Superchunk, entre millones de otros. Como verá, todas estas bandas o solistas han sido parte de una generación de influyentes músicos y exponentes de un sonido "único", tanto en Estados Unidos como en otros países. De hecho, muchas de estas agrupaciones son consideradas las bandas madres del lo-fi, grunge, nirvana, etc, etc. ¿Problem? No problem, es parte de la música y las miles de raíces que uno puede encontrar en muchos sonidos.

El año 2009, Chris Knox sufrió un ataque y estuvo por mucho tiempo hospitalizado. A raíz de esto, muchos artistas decidieron realizar un disco "tributo" con covers de la música de Knox y lanzarlo con fines de homenaje y de ayuda con los gastos médicos. El disco se tituló "Stroke: Songs for Chris Knox" y cuenta con la aparición de bandas o artistas como Yo La Tengo, Jeff Mangum, AC Newman, Lamchop, Will Oldham, Lou Barlow, The Verlaines (otra banda clásica de Nueva Zelanda), Bill Calahan, Stephin Merritt, Jay Reatard, entre otros. Como en todos estos discos, hay versiones muy buenas y otras malas. Dentro de las buenas, destacamos la de Jay Reatard (que abre el disco), The Checks, The Bleeding Allstars, Stephin Merritt, Bill Calahan y Yo La Tengo. Mejor escucharlo y sacar tus propias conclusiones.

Descarga Disco 1
Descarga Disco 2

Jay Reatard - "Pull Down the Shades":


Yo La Tengo - "Coloured":

2 comentarios:

N ¡ U z dijo...

Ya no sirven los links :(

donliebre dijo...

que disco más notable Karolo, te pasaste.

saludos!!!
dnlbr